Chat gratis

Gracias por estar aquí

Somos Puentes de Luz que unen la Tierra con el Cielo

Somos Puentes de Luz que unen la Tierra con el Cielo

jueves, 6 de diciembre de 2012

LA ALINEACIÓN DEL PORTAL 3 DE DICIEMBRE SOBRE EGIPTO




LA ALINEACIÓN DEL PORTAL DEL 3 DE DICIEMBRE SOBRE EGIPTO
Reporte del Clima Cósmico por Mark Borax
Diciembre de 2012

La alineación de hoy de Mercurio, Venus y Saturno con las pirámides de Guiza, Egipto, es una señal de los grandes ciclos de cambio por los que estamos atravesando. El 21 de diciembre del 2012 es una fecha que entró en la conciencia de las masas hace veinticinco años, en 1987, durante el primer verano de la Convergencia Armónica. En ese momento, la extraña confluencia de cinco planetas en Leo dramatizó la idea de que nuestra civilización se había descaminado y necesitaba una realineación de cincuenta años. La primera mitad de la Convergencia, de 1987 al 2012, era necesaria para atraer la atención global hacia cuán lejos nos habíamos salido de curso. La segunda mitad, del 2012 al 2037, era necesaria para volver a encaminarnos.

Yo veo la Alineación de la Pirámide en Escorpio, que se ha hecho muy popular en Internet, como el Portal del Punto Medio entre los dos capítulos de esta realineación de medio siglo. Mercurio, Venus y Saturno, son la Externa, Interna y Gran Esferas de la atención humana. La esfera externa contiene los eventos celestes, como la Alineación del Portal de hoy, así como los eventos sociales, como los círculos de pertenencia en los que encajas – relaciones, familia, vecindario, tribu, mundo. La esfera interna contiene el ámbito oculto más profundo de lo que está pasando dentro de ti, las muchas capas de tu propia conciencia, de tu pasado, tus vidas pasadas, tus raíces ancestrales, tu naturaleza básica que está tratando de emerger a través de tu personalidad. La Gran Esfera contiene el propósito espiritual que tu alma eligió cumplir cuando decidió reencarnar en tu vida actual, que no es más que uno de muchos capítulos del viaje reencarnacional más grande del alma.

Las Esferas Interna, Externa y la Gran Esfera alineándose con las pirámides en el signo de Escorpio, iluminan la muerte y renacimiento que está ocurriendo en todo el planeta. Escorpio toma cualquier cosa que no esté funcionando y la exacerba. En lugar de retroceder y dar espacio a las cosas (una táctica más acorde con el enfoque de Géminis o Acuario), Escorpio toma lo que sea más imposible y lo hace aún más imposible. Mi difunto amigo Escorpión, Jade Redmon, de mis primeros días de la escuela de misterio en Santa Cruz, solía comparar a Escorpio con morir, ir a parar al infierno, mirar al diablo a los ojos y decir: “Eh, pon más carbón, no hace suficiente calor”. El propósito de hacer lo imposible aún más intenso es reventar las fuerzas evolutivas atascadas de nuestro tiempo, dejarlas sangrar, y hacer surgir lo nuevo. Esto significa que cada círculo al que perteneces está siendo energizado para separar a los muertos de los vivos y suscitar la resurrección.

Como una espada de luz que es martillada en el yunque de los dioses para forjar sus impurezas en una aleación única, esta alineación en Escorpio machaca la presión para hacer de tu vida un instrumento de poder que corte las cuerdas que nos atan al pasado negativo.

El pasado negativo es todas las formas de pensamiento que impiden a nuestra especie realizar su verdadera naturaleza. Como la idea de que un grupo de personas en algún lugar es mejor o peor que otro, de que estás condenado a repetir tus errores, de que el mundo nunca estará en paz, y de que tienes que sacrificar tu sueño más profundo de la vida en la tierra para poder pagar las cuentas.

Cuando los dioses de la vida y de la muerte aprietan los tornillos en tus sistemas internos y externos de lealtad, estas formas de pensamiento son empujadas hasta el límite para reventarlas y revelar las verdades fundamentales de la regeneración sobre las que se sustentan. En la Gran Esfera de las razones por las que tu alma vino aquí en primer lugar, se te está pidiendo algo nuevo para pasar por el portal. Alguna ilusión preciada, un hábito predilecto, un patrón egoico, una vieja creencia que heredaste de un mundo perdido, debe ofrecerse en el altar del cambio. Las tres “estrellas” alineándose sobre las pirámides, semejantes a las tres que llevaron a los astrólogos al nacimiento de Cristo, te pueden llevar a algún plano nuevo de despertar, capaz de transformar tu vida.

En el pensamiento esotérico, Egipto es el lugar donde los misterios de la Atlántida tuvieron su última palabra. Se dice que los sacerdotes egipcios entraban en las pirámides para retroceder en el tiempo y estar en comunión con los atlantes, como un vínculo entre los primeros misterios primordiales y los tiempos por venir. Los misterios atlantes giran en torno a la capacidad de rastrear el camino del alma de vida en vida, a través de la muerte y el renacimiento. Aunque cada vez tendemos a olvidar dónde hemos estado, una parte del alma recuerda, y así es como yo veo la Alineación del Portal actual – como un llamamiento a excavar por debajo de la superficie aparente de todo lo que está sucediendo en tu mundo, y recordar, poner de nuevo en tu cuerpo la vasta iluminación que originó tu viaje del cuerpo al espíritu y viceversa.

La antigua historia egipcia de Isis y Osiris describe la fuerza Masculina siendo descuartizada y enviada al Inframundo, adonde el Femenino desciende tras él. Este mito se está representando en nuestro tiempo con el renacimiento del verdadero masculino en cada hombre, mujer y niño. El desmembramiento del masculino se refiere a la autoridad patriarcal que perdió el rumbo en los últimos siglos: la verdadera fuerza masculina fracturada. Como vimos en los 60s, nuestros líderes son ciegos, están perdidos y nos conducen a un camino sin salida. Una guerra falsa, un falso estado de conciencia se impuso, y los hijos de las edades se levantaron en revuelta, para ganar un nuevo estado de mente y corazón. Desde aquella Revolución en Conciencia, el femenino ha vuelto a despertar su vínculo con antiguos sistemas de conocimiento – el movimiento Nueva Era de los 70s, 80s y 90s fue abrumadoramente femenino. Pero las mujeres sólo pueden llevar la antorcha del conocimiento hasta cierto punto sin ser asistidas por el retorno del masculino. Isis (el femenino) ha ido al inframundo (capas ocultas de sabiduría) durante las últimas décadas. Ahora es el momento de que el masculino descuartizado vuelva a estar entero – cada hombre, cada persona, al reivindicar su integridad, hace brillar una luz en las nieblas frías de nuestro tiempo, para volver a unirse. La grave disfunción de nuestro tiempo detendrá en seco a una persona fragmentada, pero una persona entera, que viene a la vida con fuerzas unificadas, no puede ser detenida por ninguna fuerza en el cielo ni en la tierra.

El poder masculino debe ser liberado de su estado distorsionado. Estamos en los albores del nuevo despertar de la verdad del alma, que va más allá de las verdades políticas hacia: ¿Cuál es la versión más legítima del poder masculino? ¿Cómo sería resucitar?

En décadas recientes, éste ha sido un tema riesgoso, porque conforme el femenino y el masculino han ido despertando a la insensatez del patriarcado, muchos hombres sensibles y conscientes se cohibieron demasiado para utilizar siquiera algo de poder. En lugar de arriesgarse a repetir las transgresiones del pasado, los hombres llegaron a sentirse tan cohibidos ante su propio poder y necesidad sexual, que en lugar de arriesgarse a embarrarla de nuevo, se han acomodado en un patrón de espera. Dos arquetipos masculinos han dominado desde los 70s: el tosco macho del pasado, masticador de tabaco, amante del fútbol y de su Harley, al que no le importa un carajo más que sus propias necesidades; y el hombre artístico, emotivo y mimoso de la Nueva Era, posterior a la Liberación Femenina, decidido a convencer al mundo de lo sensible que es.

Ambos arquetipos ya han llegado a su fin, y se necesita algo nuevo. Para que Isis traiga a Osiris de vuelta de la muerte, la sabiduría masculina y el poder deben echar raíces dentro del mismo hombre. El soñador y el hacedor deben fundirse en uno. El poeta y el carpintero deben fusionarse. Los artistas y pensadores profundos deben romper contratos psíquicos para sostener de nuevo su verdad y sostener de nuevo su sexualidad, y sostener de nuevo su poder – y aprender a caminar en verdadera relación con sus hijos, sus mujeres y su mundo.

Y las mujeres, quienes por décadas han llegado a presidir la naturaleza interna de los sentimientos y pensamientos y la comunicación verbal, deben relajar su control de la verdad y aprender a dejar que los hombres se pongan al tanto. Mujeres fuertes y hombres fuertes son más necesarios que nunca para dirigir esta sociedad de la autodestrucción a la re-génesis.

Nos encontramos en la frontera, en las afueras, en el limbo, donde el Futuro Desconocido está fluyendo hacia el Pasado Sombrío. En el pasado, dejamos que gobiernos, sacerdotes, papas y presidentes nos dijeran qué hacer. Los medios de comunicación son el perrito faldero de corporaciones abotagadas que mangonean a políticos y presidentes. La escuela pública está diseñada para convertir a los niños en robots. Niños de primer grado tienen pesadillas la noche antes de las Pruebas de Evaluación, ése será el primer paso de venderle sus almas a la Maquinaria. El mundo se encuentra en la víspera de la destrucción. Cuando dejas que estas letales presiones de nuestros tiempos masacren todo lo que es falso en ti, cuando emerges del inframundo goteando líquido amniótico, cuando apuntas tu alma a algo por lo que valga la pena vivir y morir, aprovechas la marea de los tiempos.

Durante veinticinco años, ha quedado más y más en claro cuán falsa se ha vuelto nuestra civilización. Las lecciones de los 60s sólo se aprendieron a medias. Es hora de comprender el resto de la lección y liberarse de la esclavitud a los sistemas falsos, caminos falsos. Tanto el clima terrestre como el cósmico están actuando para catalizar la liberación de la especie. Todo lo que te impida cumplir con la naturaleza única que encarnaste para expresar debe irse. Tú tienes el poder de cambiar el mundo. El amor es el poder más grande del infierno. Extraños presagios, inusuales fenómenos psíquicos, deslumbrantes exhibiciones por encima de las pirámides, están convergiendo para recordarnos lo que es la magia, y cómo utilizar estos tiempos extraños y desafiantes para poder regresar de los años muertos.

¿Quién eres realmente? ¿Qué viniste a hacer aquí?
¿Cuánto tiempo más vas a esperar?
 ¡Adelante!

Mark Borax
Astrología a Nivel del Alma

Traducción: Margarita López
www.facebook.com/mlopez.traducciones

Edición: El Manantial del Caduceo
http://www.manantialcaduceo.com.ar/libros.htm

Por favor, comparta esta información tanto como sea posible. Cualquier persona que desee suscribirse (en inglés), por favor, hágalo a través de mi página web: www.markborax.com


© Ahava Iesu

Síguenos en Facebook dándole al botón "Me gusta"

Conócete a Través de la Numerología

La Frase del Día...

La Receta de Hoy...